viernes, 4 de febrero de 2011

Comienza la batalla por Keren – 04/02/1941.

Camaradas,

Después de que Agordat fuera ocupado hace tres días sin oposición por las tropas indias al servicio del Imperio británico, nuestros enemigos no tardaron en reanudar la persecución de las tropas italianas que finalmente se han decidido a cesar la retirada y plantar cara al enemigo en la localidad de Keren, una excelente posición defensiva.

Blindados británicos de la Fuerza Gazelle.

Material italiano capturado en Agordat.

La Fuerza Gazelle, la unidad británica en vanguardia, ha debido detener la persecución al haber sido demolido los pilares maestros del Ponte Mussolini, que salva un precipicio de 150 yardas de anchura sobre el río Baraka, un curso de arena seca y blanda sobre la que los vehículos no pueden maniobrar a menos que se habilite algún camino provisional. Los británicos se han puesto manos a la obra en seguida, una ardua tarea habida cuenta del gran número de minas que los italianos han plantado en toda la zona alrededor del puente y de un par de cañones antitanques y ametralladoras que han dejado cubriendo su retaguardia. Para la tarde del día 2 de febrero, los británicos han reanudado el avance, que se ha visto detenido a 5 millas de Keren ante una poderosa defensiva italiana y una barricada de rocas en la carretera, a la entrada del cañón del Dongo-laas.

Mapa de Keren.  En rojo, la carretera, en blanco y negro, la via de ferrocarril.

Topografía de Keren.

La localidad de Keren se eleva 4.300 pies por encima del nivel del mar y todas las aproximaciones a ella desde el norte, oeste y sur discurren a través del paisaje montañoso que la rodea. La carretera desde Agordat que han empleado las tropas indias durante su persecución se eleva gradualmente en dirección noreste a lo largo del estrecho valle Ascidira y hacia una formidable cadena de montañas que protegen la llanura sobre la cual se ubica la población de Keren. Ésta se extiende en un arco de sudeste a noroeste. A medida que la carretera se adentra en los relieves más bajos, gira al este hacia el interior del valle Bogu, y durante seis kilómetros discurre por delante de la sierra. La carretera entonces gira hacia el norte y entre en un estrecho desfiladero conocido como la Gargante Dongo-laas, que en ningún punto supera las 300 yardas de anchura. En la pared este de este cañón la carretera asciende hasta la llanura de Keren. El ferrocarril abandona la carretera poco después de pasar la estación Agat y serpentea al noreste subiendo el valle Aroba para después girar al sureste y seguir el contorno de 1.200 metros de la cordillera principal antes de entrar en la Garganta Dongo-lass.

Una instantánea del campo de batalla.

Al este de la garganta se alza el Monte Dologorodoc con su fuerte, 800 yardas desde su punto inferior hasta la cima. La carretera “cuelga” de las faldas inferiores de esta colina, y ha sido precisamente en ese punto donde ha quedado bloqueada al volar los italianos más de doscientas yardas de la colina superior. Más allá del Dologorodoc se alzan los dos macizos de Falestoh y Zeban, 200 yardas al este y al noreste. Más al este se encuentra el afilado pico de Zelale, otras 3.000 yardas desde Falestoh, conocido como Sphinx. Entre Falestoh y Sphinx se encuentra una lengua de tierra baja por la que un camino secundario atraviesa las colinas para alcanzar Keren a través de una Misión Católica. Este accidente geográfico, conocido como Acqua Gap, va a ser defendido tenazmente por los italianos.

Al oeste de la Garganta el paisaje es todavía más formidable, con el Monte Sanchil, 930 pies más alto que el Dologorodoc y otros picos a cada cual más formidable, como los montes Sanchil, Samanna y Amba y otras colinas (Hog’s Back, Brig’s Peak y Cameron Ridge) que forman también parte de la cordillera principal y donde los italianos están decididos a resistir hasta la última gota de sangre.

Despliegue inicial italiano.

Fuerzas italianas desplegadas en Keren.

Hace años que los italianos conocen la importancia estratégica de Keren para la defensa de Asmara y las tierras altas de Eritrea, y por ello es justo aquí que el General Luigi Frusci ha decidido concentrar el grueso de sus fuerzas, que comprende las siguientes unidades:

La 11ª Brigada Colonial con 4 batallones frescos, recién llegados a pie desde Addis Abeba y dotados de varias piezas de artillería de 65 mm, 77 mm y 105 mm.

El 11º Regimiento de la División Saboya, con tres batallones, uno de ellos de Bersaglieri, traidos en camiones desde Addis Abeba. Tan sólo le falta una sección antitanque.

De las formaciones que se han retirado desde Agordat, la 42ª Brigada Colonial con tres batallones ha llegado a Keren prácticamente intacta, así como importantes restos de cinco batallones de la 2ª Brigada Colonial. La 12ª Brigada Colonial ha sido retirada a Asmara para ser reorganizada.

Además de estas fuerzas, el General Frusci ha dado las órdenes oportunas para que la 1ª División Colonial y la 5ª Brigada Colonial converjan hacia Keren. En total, los italianos reúnen en Keren tres batallones italianos y cuatro batallones coloniales completamente frescos, seis batallones coloniales que han entablado combate pero que apenas han sufrido pérdidas y los restos de otros cuatro batallones coloniales.

Escenario de los primeros combates.

La captura de Cameron Ridge, un risco intrascendente.

Como hemos dicho, el 2 de febrero la Fuerza Gazelle fue detenida por un tapón de rocas al sudoeste de Keren, fracasando todos sus intentos de destruir el tapón con fuego de tanque y artillería. El resto de fuerzas indias han ido llegando gota a gota desde Agordat, hasta que ayer día 3 de febrero reunieron las fuerzas suficientes para organizar un ataque contra el primer accidente geográfico a la vista: Cameron Ridge.

Los británicos han iniciado su ataque a las 14:00, con el apoyo de varias baterías de morteros. Han alcanzado la vía de ferrocarril sin oposición, pero el terreno se ha revelado tan malo y el progreso tan lento que en el día de hoy los británicos se han visto obligados a descartar cualquier intento de rebasar las posiciones italianas por el sur.

No obstante, para después del mediodía de hoy los indios han alcanzado la cumbre del Cameron Ridge y han decidido lanzarse hacia delante, hacia los picos Brig’s Peak y el Monte Sanchill, de altitud superior, donde los italianos los esperan con los brazos abiertos y los cañones a punto.

Per il Duce, per l’Imperio!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada