viernes, 15 de octubre de 2010

El Führer despide a von Trotha y da las gracias a los campesinos - 15/10/1940.

Camaradas,

Durante la mañana de hoy, el Führer ha asistido a un funeral de estado en el memorial de la Unter den Linden, donde ha depositado una corona de flores en honor al Almirante Adolf von Trotha, fallecido el pasado 11 de octubre a los 72 años de edad.

El Führer, durante el funeral del Almirante von Trotha.

El Almirante von Trotha fue miembro del Estado Mayor de la Flota Imperial del Kaiser durante la Gran Guerra, tomando parte en la Batalla de Jutlandia, después de la cual sería ascendido al rango de Almirante por el mismo Kaiser Guillermo II.  Con la llegada al poder del Führer,  y pesar de su avanzada edad, recibiría el encargo de dirigir la Liga del Reich del Poder Marítimo, cargo que ha ocupado hasta su muerte.

El Almirante von Trotha, a la izquierda del Führer, en la despedida a su antiguo camarada, el Almirante Ludwig von Schröder, el mes de julio de 1933.  Juntos le llevan una corona de flores.

Hoy, el Führer despide a Adolf von Trotha.

Más tarde, el Führer ha recibido a una delegación de granjeros alemanes en el Salón de Embajadores de la Nueva Cancillería del Reich. El Führer ha felicitado a los granjeros alemanes por la cosecha de 1940, en pleno periodo de guerra. El Führer les ha dirigido unas palabras.

El Führer con los granjeros alemanes.

Os agradezco a vosotros, en el nombre de los millones de campesinos y trabajadores de la tierra alemanes, por los sobresalientes y admirables logros del campesinado alemán para asegurar el sustento del pueblo alemán en esta guerra. Habéis destruido los planes criminales de bloqueo que había pergeñado nuestro enemigo para el futuro. De veras que os expreso mi más sincero aprecio por el exitoso y sacrificado duro trabajo que el campesinado alemán lleva a cabo a pesar de la falta de tantos de sus maridos e hijos. Gracias al coraje y a los logros únicos de estos soldados, estoy seguro de la victoria de Alemania. Esta victoria quedará asegurada sólo si cada alemán continúa cumpliendo su deber en el puesto que ocupa al máximo de su capacidad: el campesino en el campo, el obrero en la fábrica y el soldado en el frente.

Es lebe der Führer!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada