sábado, 29 de mayo de 2010

El desastre de Dunkerque – 29/05/1940.

Camaradas,

Los 4º, 6º y 18º Ejércitos alemanes empujan a los aliados a la estrecha franja de litoral costero de las playas alrededor de Dunquerke hasta Niuport.  Los Aliados se retiran de todas sus posiciones y se atrincheran con desesperación en una estrecha cabeza de playa donde se hacinan cientos de miles de soldados de los ejércitos derrotados por la victoriosa Wehrmacht.

Retirada a la costa de los Aliados.

Batallas por los puertos del Canal.  Tras la caída de Bolougne y Calais, sólo Dunkerque queda en manos de los Aliados.

Mientras tanto, la Luftwaffe envía 400 bombarderos escoltados por 180 cazas Messerschmitt para ametrallar y bombardear sin piedad las playas donde se hacinan los aliados y el litoral costero donde se concentra su flota de evacuación. 

Día negro para la Royal Navy.

La Luftwaffe se ensaña con la flota de evacuación aliada.

Nuestra Luftwaffe y Kriegsmarine han logrado hundir hoy a tres destructores británicos, además de dañar otros 6 destructores y echar a pique 15 barcos de transporte. El Almirante Ramsey decide retirar los destructores más modernos de la costa para evitar que la Luftwaffe los alcance.

La Luftwaffe se ensaña con los enemigos del Reich.

El destructor inglés HMS Grenade, mientras permanecía junto al muelle este de Dunkerque es alcanzado por un ataque de la Luftwaffe y herido de muerte.  El destructor es abandonado y su casco en llamas remolcado hacia aguas abiertas.  Después de arder durante varias horas, estalla.

Día de Lágrimas para los Aliados.

El destructor HMS Wakeful encaja un torpedo lanzado por el buque torpedero alemán Schnellboot S30 y se hunde.  El HMS Wakeful transportaba en las bodegas 600 soldados, entre los que sólo hay un superviviente.  Del resto de tropas embarcadas, tan sólo el 25% sobreviven al hundimiento.

Situación de los buques en el puerto de Dunkerque hoy a las 15:30.

El destructor HMS Grafton es torpedeado por el U-62 en aguas del Canal de la Mancha trece millas al norte de Niuport.  El HMS Ivanhoe también es hundido después de que la tripulación y las tropas han sido evacuadas.  El destructor Gallant choca contra una mina alemana que mata 55 tripulantes

La corveta HMS Comfort es atacada por fuego amigo al norte de Niuport.  Después de sufrir algunas inundaciones y daños al navegar junto al malhadado destructor Grafton, el HMS Comfort logra salir adelante y es confundido por un buque alemán por el destructor HMS Lydd, que le dispara con sus cañones de cuatro pulgadas.  Después, el HMS Lydd lo aborda y lo parte por la mitad.  Parte de la tripulación del Comfort intenta saltar al HMS Lydd, que sigue pensando que se trata de un buque alemán y los expulsa con armas automáticas.  

El caos de Dunkerque.

El dragaminas HMS Waverley es bombardeado en aguas del Canal por aviones de la Luftwaffe.  150 hombres embarcados mueren ahogados mientras se hunde.  Otros dos dragaminas, el HMS Calvi y el Polly Johnson son bombardeados y hundidos.

Retirada de los Panzers.

Mapa de operaciones en el sector de Dunkerque a día de hoy.

El Almirantazgo británico solicita apoyo aéreo de la RAF aunque prevé una catástrofe, pero hoy casi todas las Panzerdivisionen han sido ya retiradas hacia el sur para desplegarse ante el Somme y el Aisne. El cerco será mantenido sólo por las unidades del 18º Ejército alemán.

Prosigue la Operación Dynamo.

En barco, en bote o a nado: los ingleses huyen de Europa.

Hoy la flotilla de pequeños navíos y buques de transporte británicos evacua del interior del saturado perímetro aliado de Dunkerque a 47.300 soldados, gran parte de ellos gracias a la llegada de buques de guerra franceses; a partir de hoy los infantes de esta nacionalidad comienzan a ser evacuados; los holandeses y belgas deberán esperar.

Contraataque alemán en Abbeville.

Achtung, Stuka!

El general von Manstein acude personalmente al frente para liderar el contraataque alemán en el sector de Abbeville, donde la 4ª división acorazada del coronel De Gaulle ha logrado un pequeño triunfo. Los alemanes emplazan dos baterías de cañones de 88 mm y envían aviones Stuka contra los tanques franceses, destruyendo un centenar, obligando al resto a retirarse al sur.

Alles für Deutschland!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada