jueves, 22 de abril de 2010

La Mauriceforce se retira a Namsos – 22/04/1940.

Camaradas,

Las tropas aliadas han tenido un desagradable encuentro con la Wehrmacht en el norte de Trondheim. El peso del ataque ha caído sobre el Batallón Lincolnshire, algunas de cuyas compañías han sufrido un veinticinco por ciento de bajas. Los Lincolshires se tambalean y reciben órdenes de retirarse a Steinkjer, la bombardeada ciudad que los británicos han evacuado días antes. Sin embargo, mientras un destructor alemán cañonea la localidad de Steinkjer, las tropas alemanas avanzan y se hacen con el único puente que cruza el río Ogna, con lo que la carretera del norte hacia Namsos queda cortada.

Mapa de Steinkjer y sus alrededores.

Con esto, los británicos situados al este de Steinkjer han perdido su única ruta de escape. Pero por casualidad resulta que uno de sus oficiales, el Teniente Coronel H. B. Hibbert, ha pasado varias vacaciones de verano pescando en las montañas de la zona. Hibbert tenía el vago recuerdo de un viejo puente de madera al este de Steinkjer. Pensando que podría servir como vía de escape, Hibbert ha enviado a un guía noruego voluntario sobre esquís mientras preparaba al Batallón Lincolnshire para una marcha forzada. El guía ha vuelto. Existe un puente al este de Steinkjer; se encuentra a tan sólo seis millas en línea recta, pero a una distancia muy larga por los senderos de montaña. Los hombres de Hibbert han cargado sus heridos en camillas y se han puesto en marcha en fila india y con tres metros de separación entre cada hombre, de forma que si uno cayera en el terreno resbaladizo no arrastrase consigo a toda la línea. Este pírrico éxito de los Aliados ha servido para que el diezmado Batallón Lincolnshire acabe reuniéndose con la Mauriceforce en su nueva posición sobre la propia Namsos, el puerto donde desembarcaron.

La Wehrmacht resuelta a expulsar al invasor británico.

En Lillehammer, donde la Sickleforce intenta rehacerse tras haber sido desalojada de la ciudad, pequeños destacamentos de la Wehrmacht sobre esquíes se abren camino a través de los flancos y de la retaguardia británica, logrando atacar su mismo Cuarte General. Los británicos se retiran a lo largo de la orilla oriental del río Lange hasta un puente situado en el pueblo de Tretten. La posición sobre el puente debe resistir hasta que los noruegos y británicos situados en la orilla occidental del río puedan cruzarlo.

Sieg Heil!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada