sábado, 28 de mayo de 2011

Arrollados por la Wehrmacht, los británicos dan luz verde al Dunkerque de Creta - 28/05/1941.

Fallschirmjäger al asalto.

Camaradas,

La resistencia británica se derrumba en todas partes de Creta. Los suministros, refuerzos y equipo alemán llegan en un flujo continuo a la Bahía de Suda sin interferencia de unidades navales o aéreas Aliadas. Las tropas de élite Gebirgsjäger y Fallschirmjäger hacen batirse en retirada a sus enemigos en una victoriosa carrera. Elementos motorizados de reconocimiento alemanes avanzan a través del territorio controlado por el enemigo hacia las bolsas de resistencia Fallschirmjäger en Retimo y Heraklion, donde audaces golpes de mano han derrotado la resistencia enemiga. Además, un destacamento italiano ha sido desembarcado hoy en la Bahía Sitia en el extremo oriental de la isla. Las fuerzas alemanas e italianas se han puesto en seguida en marcha unas hacia otras para establecer contacto.

Mapa de referencia.

La historia detrás de los elementos motorizados de reconocimiento alemanes que se dirigen hacia Heraklion tiene su intríngulis. El Teniente Österlin, que había estado al mando de la flotilla de Maleme que hubo de cancelar su operación de desembarco durante la segunda noche de batalla ante la oposición de la Royal Navy, recibió el encargo de transportar dos tanques ligeros Panzer II hasta Kastelli. Ni corto ni perezoso, Österlin se hizo con un pequeño remolcador y un remolque de madera en el puerto del Pireo y se dirigió hacia Creta. La variopinta unidad naval ha alcanzado la costa cretense durante la madrugada de hoy. El remolcador se ha situado detrás del remolque y lo ha empujado hasta la playa seleccionada, varándolo en la arena. Entonces, un grupo de ingenieros alemanes han volado la proa del remolque con explosivos y los dos tanques han rodado a tierra.

Columna motorizada alemana rueda por una carretera Cretense.  Nótense los cascos tropicales. 

En seguida, los Panzers han sido asignados al Destacamento Avanzado Wittman que se organizó en el día de ayer cerca del Valle Prisión. Este grupo motorizado se haya compuesto de un batallón de motocicletas, un batallón de reconocimiento, una unidad antitanque, una unidad de artillería motorizada, una unidad de ingenieros y los dos Panzer II. El General Julius Ringel le ha dado al jefe del destacamento motorizado la orden de irrumpir desde Platanos en persecución de los británicos a través de la carretera costera hasta Retimo y después hasta Heraklion. La unidad se ha puesto en marcha durante la madrugada de hoy y ha obtenido un éxito inmediato. Los Panzers recién llegado han resultado muy útiles a la hora de reducir a las tropas británicas en el área de Kisamos antes de proseguir el avance hacia el este.

Los Fallschirmjäger de Heraklion, tras ocho días cercados, resisten todavía.

Paracaidistas de refuerzo caen sobre Heraklion. "Terribles noticias desde Creta. Estamos acabados y me temo que las consecuencias morales y materiales serán terribles. Ciertamente los alemanes son unos viejos maestros en el arte de la guerra – y grandes combatientes. Si los derrotamos, habremos conseguido un milagro." Entrada del día de ayer del Subsecretario de Asuntos Exteriores Británico Alexander Cadogan en su diario.

Otro interesante capítulo de la Operación Merkur ha tenido lugar hoy en Heraklion. Las tropas paracaidistas arrojadas en el sector durante el primer día de la batalla han estado combatiendo durante una semana ante fuerzas superiores y sufrido muchas bajas pero, a pesar de las adversidades y de encontrarse completamente rodeadas, continúan resistiendo a la espera de que las tropas alemanas que avanzan desde la parte occidental de la isla las releven. Sin embargo, el Alto Mando alemán ha efectuado hoy una valiente operación que ha culminado de la mejor manera posible para nuestros Fallschirmjäger en Heraklion: la victoria.

Creta y sus principales puntos estratégicos.

Fallschirmjäger en pleno combate.

Según parece, hace unos días, aviones de reconocimiento de la Luftwaffe informaron de que algunos pocos aviones británicos habían regresado al aeródromo de Heraklion y que los británicos, ante su derrota en la parte occidental de la isla, habían comenzado a llevar refuerzos por mar a la parte oriental. En consecuencia, y para impedir que la RAF pudiese llegar siquiera a intentar disputarle a la Luftwaffe su supremacía, el Alto Mando alemán ha decidido reforzar a estas tropas Fallschirmjäger que combaten cercadas en el sector de Heraklion desde el primer día de la invasión. De ese modo, cuatro compañías paracaidistas se han reunido en el aeródromo de Maleme para ser embarcadas a bordo de aviones y ser arrojadas sobre Heraklion. La audaz operación se ha efectuado hoy con gran éxito. Las compañías paracaidistas recién llegadas han establecido contacto en seguida con los paracaidistas cercados y han lanzado un contraataque coordinado contra las posiciones británicas, logrando eliminar varios puntos fuertes enemigos con el apoyo de Stukas. Durante la noche, los alemanes han reagrupado sus fuerzas y se han lanzado sobre la propia Heraklion. Antes de romper el alba del día 29, el aeródromo y la ciudad de Heraklion han caído en manos alemanas. Los Fallschirmjäger, que hasta hace unas horas se encontraban aislados y rodeados por los británicos, se han desquitado capturando una gran cantidad de prisioneros. El resto de las fuerzas Aliadas en Heraklion ha sido evacuado durante la noche por la Royal Navy.

Detalle de las operaciones en Heraklion.

El combate por el aeródromo de Heraklion.

Los enemigos del Reich se retiran hacia Sfakia.

Londres ha reconocido la gravedad de la situación y finalmente el General Bernard Freyberg, desbordado por los acontecimientos, ha ordenado al grueso de las fuerzas terrestres británicas que se abran paso hasta la costa sur de Creta para que puedan ser evacuadas a Egipto. El puerto de Sfakia va a ser el nuevo Dunkerque en el que se verá inmerso el decadente Imperio Británico. Cruceros y destructores de la Royal Navy comienzan a acercarse hacia la zona y son recibidos con brazos calurosos por la Luftwaffe, que consigue averiar al crucero HMS Ajax y al destructor HMS Imperial, éste último irremisiblemente.

Nichts für uns, alles für Deutschland!
Sieg Heil!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada