lunes, 25 de enero de 2010

Ofensiva frustrada en Taipale - 22/01/1940.

Camaradas,

La niebla, la nieve y el viento han mermado la campaña aérea soviética contra las ciudades y pueblos finlandeses, pero la lucha se recrudecido en los frentes de batalla del istmo de Carelia y de la frontera oriental.

Las principales operaciones han tenido lugar en el sector Taipale junto al Lago Ladoga, donde los rusos están intentando rebasar el flanco izquierdo de la Línea Mannerheim. Antes del ataque principal, y de acuerdo con el comunicado nocturno de la Comandancia General Finlandesa, los soviéticos han intentado derrumbar la moral finlandesa conminándoles a rendirse desde altavoces montados en su línea de frente.


“Viborg será tomado en cuarenta y ocho horas”. “Los alemanes vienen a ayudarnos (¡¿?!) y todos los finlandeses morirán.”

Por su parte, el comunicado ruso del día anterior decía lo siguiente: “Ha habido escaramuzas entre unidades de reconocimiento por todos lados. En algunos lugares ha habido duelos de artillería. Reconocimientos aéreos por todo el frente.” A pesar de que el día de hoy ha sido tranquilo en cuanto a lo que incursiones aéreas se refiere, se estima que durante la última semana las fuerzas aéreas soviéticas han arrojado más de 6.000 bombas sobre ciudades finlandesas que no obstante no han causado daños materiales ni personales de importancia, tanto por la ineficacia de los bombarderos rusos como por la creciente habilidad que han desarrollado los finlandeses para proteger de dichos ataques.


“Cada muerto finlandés cuesta a los soviéticos la pérdida de dos bombarderos y seis miembros de la dotación aérea.”

El ataque en el frente de Taipale finalmente se ha lanzado por la tarde con el aspecto de una gran ofensiva, pero ha sido aplastado en su mismo punto de partida. Los finlandeses afirman que han quedado 120 cadáveres rusos sobre sus posiciones y otros varios cientos delante de ellas. Así mismo, los finlandeses dicen haber destruido dos carros de combate y silenciado varias baterías soviéticas.


Restos de la nueva derrota rusa.

El gigante soviético continúa dilapidando recursos en este constante toma y daca que constituye la Guerra de Invierno.  La capacidad de aguante de la pequeña Finlandia se ve en un duro compromiso ante la prolijidad de recursos de su adversario, que no escatima medios ni pérdidas con tal de conseguir sus objetivos.  Habilidad contra abundancia, idealismo contra fuerza, David contra Goliath.  La verdad, no nos gustaría estar dentro de la piel de ninguno...

Es lebe Finland und Russland!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada